Balalaika: Uno de los antiguos instrumentos del diablo

Compartir

Directamente desde Rusia del siglo XVII, no puedes perder de vista la suculenta forma triangular de la Balalaika, uno de los instrumentos musicales rusos más populares de su país; además de unos de los instrumentos con un pasado oscuro y tan enigmático que también logrará captar tu atención.

Ahora empecemos a indagar en éste oscuro pasado, puesto que la balaika, que hoy es conocida como un símbolo musical del pueblo ruso; anteriormente formó parte de una gran prohibición que se encuentra relatada en un escrito del siglo XVII, cuando el zar Alejo I ordenó que todos los instrumentos musicales fueran quemados.

La prohibición llegó a tal grado, que el zar impuso penas que consistían en latigazos e incluso al exilio a quienes fueses encontrados tocando. Según se dijo, la decisión fue tomada porque la iglesia ortodoxa decía que los instrumentos eran creación del diablo; sin embargo, hay algunos historiadores que han expresado que la verdadera razón del zar pudo haber sido la de impedir que hubiera más skomoroj, que eran unos grupos de artistas que siempre tocaban la balalaika y entonaban canciones irrespetuosas contra el zar.

La situación contra los instrumentos permaneció durante décadas, pero afortunadamente en la segunda mitad del siglo XVIII, los instrumentos volvieron a surgir y la balalaika retomó su popularidad entre los campesinos, la aristocracia y la corte. Dando como resultado que la Balalaika hoy sea común en canciones, bailes y orquestas tradicionales y modernas en Rusia; así como en algunos lugares externos al país.

¿Cómo es su estructura?

La balalaika comenzó su primeras versiones con su característica forma triangular y con cuerdas de tripa animal, las cuales se ataban al cuello para que pudieran ser ajustadas por el músico. Después las cuerdas se reemplazaron por tres cuerdas metálicas con su abertura de resonancia y un mástil largo y estrecho; así como unas tapas de madera de abeto o pino.

Hoy en día existen diferentes tamaños de balalaika, la más pequeña se llama prima balalaika y la más grande balalaika contrabajo. Además en Rusia consideran el padre de la balalaika moderna a Vasily Vasilievich Andreyev, quien modificó el instrumento a como se conoce hoy en día.

¿Cómo funciona?

Dos de las cuerdas de la balalaica se afinan al unísono y la tercera a una distancia de cuarta; e incluso existe un tipo de cuerda llamada las wismichas. También se construyen con seis cuerdas prima que consisten en tres series de cursos de doble. Por otro lado, las balalaikas más pequeñas se tocan con los dedos y las de mayor tamaño con una púa.

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.